Imagino, vibro, crezco!

Eva Cataño García. Profesora Tutora de Prácticas Profesionales de Educación Social y Pedagogía en el Centro Asociado de la UNED en Sevilla.

Un aprendizaje significativo necesita de las emociones. Y, las prácticas profesionales tienen un componente emocional muy poderoso. Sabemos que las experiencias de prácticas profesionales vividas por los estudiantes de grado están repletas de expectativas previas ante lo que serán, seguidas de magnos retos académicos, profesionales y personales que supone la ejecución del plan de trabajo de la asignatura, y que, como consecuencia, favorecen el crecimiento de la identidad profesional en el estudiante. Así lo cuentan los estudiantes participantes en el proyecto ‘Tus Prácticas en 3 Minutos’ (TP3M) del Centro Asociado de la UNED en Sevilla.

TP3M es una experiencia innovadora dirigida a los estudiantes de la UNED que hayan realizado las prácticas profesionales externas de los grados que oferta la Facultad de Educación de la UNED. El reto consiste en animar a estos alumnos a que se graben en vídeo para contar su experiencia en menos de tres minutos.

Las prácticas profesionales se sitúan en un contexto profesional en el que estudiantes, profesores tutores, tutores de prácticas y equipos docentes, interactúan en un proyecto compartido donde se hace necesaria la comunicación como clave para estrechar los lazos institucionales, pedagógicos y sociales. Ante este escenario, TP3M ofrece una fuente de información útil para la comprensión de esta realidad y el acercamiento entre el mundo laboral y la academia.

Prestemos atención al papel que tienen los estudiantes que deciden participar en TP3M. Estos primeros recursos ofrecen un material de especial interés para conocer, entender y valorar tanto sus expectativas como aprendizajes. El estudiante ofrece un recurso íntimo y personal, con el pudor del que se quita las capas de piel mirando de frente a la cámara para dar forma al pensamiento. Se trata de píldoras narrativas únicas, no hay dos casos iguales, un momento en el que comparten con otros aquellas vivencias que los han cambiado. Estos alumnos están entrenando competencias necesarias para favorecer el tránsito de estudiante a profesional. Especialmente, el ejercicio de competencias comunicativas, la interiorización de aprendizajes significativos, el autoconocimiento, la reflexión sobre las experiencias de prácticas, el análisis de la evolución en su perfil profesional y la utilización de herramientas tecnológicas. De igual modo, brinda la oportunidad para que el estudiante novel se acerque a la experiencia de prácticas a través de un aprendizaje vicario sobre las diferentes áreas, ámbitos y contextos de actuación profesional, además de mitigar la incertidumbre que siente el estudiante novel entre lo deseado y lo exigido en la asignatura y las prácticas.

A este tenor, TP3M genera una retroalimentación valiosa para los profesionales y profesorado sobre el significado, valoración y utilidad de la labor de tutorización y de los centros de prácticas. En mi caso, como profesora tutora en el Centro Asociado de la UNED-Sevilla, considero el potencial de estos videos para la toma decisiones y valoración de los centros de prácticas, así como una necesaria retroalimentación de buenas o mejorables prácticas.
Este feedback, de igual modo, puede ser sumamente valioso para los profesionales que tutorizan estudiantes en sus lugares de trabajo. Se ofrece una plataforma para una mayor toma de conciencia, si cabe, sobre el perfil de sus tutorizados, sobre la influencia de su labor y sobre la responsabilidad ética de su desempeño, que influye directamente en el desarrollo del perfil profesional de estos estudiantes.

Además, esta recogida de información ofrece la posibilidad de analizar cómo son y cómo evolucionan las expectativas y aprendizajes percibidos por los propios estudiantes a lo largo del tiempo y según ámbitos, áreas, y contexto. Un universo por explorar para acercarnos a la comprensión rigurosa del valor de esta asignatura a través de la interpretación de los resultados basados en los juicios de valor emitidos por los estudiantes.
Concluyo con el mismo mensaje alentador que se repite en estos videos para terminar “os deseo unas muy buenas prácticas y que las disfrutéis, a por ellas que os van a aportar muchísimo”.

Como citar esta entrada

Cataño García, E.(2019, junio 8). Imagino, vibro, crezco! Prácticum y Prácticas Profesionales. [Blog]. Recuperado de https://gidpip.hypotheses.org/3157

Las actividades de verano del Grupo de Innovación Docente “Prácticas Profesionales” (GID PiP).

Ana María Martín Cuadrado.
Profesora Titular de Prácticas Profesionales. Dpto. Didáctica, Organización Escolar y Didácticas Especiales, UNED

LLegó el verano, de golpe, como siempre. De pronto, los planes cambian porque las horas de luz, el color, la caló, etc. inundan nuestros días. El día se estira, y la sensación es que el tiempo, también!
LLega el momento del año en el que podemos mezclar ocio y negocio, en el que nos gusta compartir/construir conocimiento en entornos variados, únicos, como una villa medieval, un monasterio del estilo Harry Poter, un pueblo de montaña, un ciudad costera, una isla, etc.

En este post informamos sobre las actividades de formación/actividades lúdicas que hemos organizado desde el Grupo de Innovación Docente “Prácticas Profesionales” para ocupar/disfrutar de unos días de ocio y aprendizaje. Te contamos, en primer lugar, a través de CANAL UNED, en un programa de radio denominado “Cursos de verano sobre El Prácticum y las prácticas profesionales, oportunidad de conocimiento personal y profesional“.

En un segundo momento, te resumimos algunas de las ideas del programa de radio:

En el mes de junio (18-20 de junio), estaremos en Pamplona, en el Centro Asociado de la UNED-Pamplona. Se ha organizado un curso denominado “Las prácticas formativas: clave para el descubrimiento profesional”. Es un curso de verano con asistencia presencial / en línea. Con 0,5 ECTS. Es un curso de verano que patrocina el Gobierno de Navarra. Su objetivo es crear un espacio de diálogo reflexivo entre los agentes implicados en las asignaturas de Prácticum y Prácticas Profesionales (docentes, profesores tutores, tutores de prácticas de centros colaboradores, estudiantes y egresados). Por un lado, para comprender la importancia nuclear del Prácticum y las prácticas externas en los títulos; y, por otro, para visibilizar la oportunidad que brindan para el autoconocimiento personal y el conocimiento de la profesión. En síntesis, debatir/analizar sobre aquellos elementos/ aspectos nucleares de las prácticas formativas que contribuyen a potenciar la profesionalización de los estudiantes.
Las conferencias se alternarán con mesas de debate, en las que participaremos docentes, profesores tutores, tutores de prácticas y estudiantes. Estaremos tres tardes. Por las mañanas y por las noches podremos disfrutar de la ciudad de Pamplona, descubrir cómo se engalanan para la fiesta de San Fermín!

En el mes de julio (16-18 de julio), estaremos en Tortosa, en el Centro Asociado de la UNED-Tortosa. Se han organizado un curso denominado “El Prácticum, oportunidad de conocimiento personal y profesional o materia curricular“. Es un curso de verano de la UNED. Asistencia presencial. Con 1 ECTS. Su objetivo es generar un espacio de debate entre todos los miembros que participan en el desarrollo de la materia del Prácticum en el Máster de Formación del Profesorado, para analizar los puntos fuertes y las oportunidades que esta materia aporta al currículum del Máster.
Las conferencias se alternarán con mesas de expertos, estudiantes, egresados, supervisores de prácticas, etc. Se han organizado tres excursiones singulares para descubrir la ciudad de Tortosa y su entorno, que nos permitirá conocer algo más sobre el lugar que nos acogerá durante tres días.

De la misma forma, como es habitual, estaremos como invitados en un panel de expertos en el XXIV Congreso Internacional de Tecnologías para la Educación y el Conocimiento, que se celebrará en la Facultad de Educación, UNED-Madrid (26-28 de junio). Presentaremos el Blog del GID PiP. Será la primera vez que comentemos sobre el objetivo y la particularidad de este espacio virtual.

Al mismo tiempo, aunque no lo hayamos organizado directamente desde el GID PiP, queremos comentar que estaremos participando con varias comunicaciones sobre los hallazgos más recientes en temas de Prácticum y Prácticas, en el XV Symposium Internacional sobre el Prácticum y las Prácticas Externas “Presente y retos de futuro”, del 10-12 julio. En este momento, iremos a Poio, Pontevedra.

De este modo, hemos elegido cuatro ciudades españolas (Madrid, Pamplona, Pontevedra y Tortosa) para compartir y construir conocimiento, para descubrir otras miradas en cuanto a la forma de afrontar la realidad, para aprender del entorno, en suma, para pasar unos días en otros ambientes que nos oxigenen del diario, la monotonía…

El estudiante y las prácticas externas. Centros educativos ubicados en zonas desfavorecidas de grandes ciudades

Antonio F. Estrada Parra
Profesor de Matemáticas y Jefe de Estudios del IES Antonio Domínguez Ortiz, Sevilla

El IES Antonio Domínguez Ortiz es un centro público de Educación Secundaria ubicado en el periférico barrio sevillano del Polígono Sur. Es considerado como una zona desfavorecida de la Comunidad Autónoma Andaluza en el que su población presenta situaciones estructurales de pobreza grave y marginación social.

La situación social existente, los escasos estímulos culturales y organizativos no permiten que la población valore la importancia de la formación. Además, la situación económica familiar obliga a muchos jóvenes a buscar ingresos y a abandonar antes de tiempo los procesos educativos, por lo que el absentismo y el abandono escolar temprano son muy elevados.

En este contexto, el centro es consciente del importante papel educador que desempeña junto con las familias para conseguir el desarrollo integral de su alumnado. Por ello, la función del profesorado tiene una importancia capital, y su implicación y compromiso con el centro y su alumnado debe ser completa.

El perfil del estudiante de prácticas que debería estar interesado en formarse en este tipo de centros ha de contar con un alto compromiso social y empatía para trabajar con su alumnado, capacidad crítica y reflexiva que le haga replantear sus actos en busca de la mejora continua, aptitudes para el trabajo en equipo con el resto de compañeros y compañeras del claustro, y habilidades para la resolución de conflictos.

La llegada de un estudiante de prácticas al centro educativo suele estar acompañada de la ilusión que genera finalizar una de las etapas formativas previas a la práctica profesional.

Aunque todo el alumnado lleva consigo conocimientos previos sobre cómo se desarrolla el día a día en el centro, las primeras actuaciones de tutores y tutoras suelen buscar acercar la cultura particular y la cultura institucional de este. Para ello, el profesorado encargado de la tutorización presentará el centro, su contexto y características particulares del alumnado.

En estos momentos iniciales se pretende que los y las estudiantes de prácticas se adapten y comprendan lo más rápidamente posible el funcionamiento organizativo del centro. Con este objetivo, suele realizarse una presentación con el claustro y entrevistas personales con jefes de departamento, coordinadores de algunos proyectos y con el equipo directivo, que informarán de los aspectos más interesantes y representativos de su día a día.

Y es en el siguiente paso cuando comienza el trabajo real. Ahora toca revisar la normativa y leyes educativas generales y particulares vinculadas a la especialidad desde la que se accede a las prácticas para, conocido el marco legal, iniciar la planificación de una unidad didáctica diseñada para trabajar con un alumnado concreto del centro.

En paralelo a este trabajo se inicia la parte más interesante de las prácticas: la entrada al aula. Con ella llega la oportunidad de conocer cómo funciona una clase, cómo debe comunicarse el o la docente en el aula con su alumnado, cómo realizar la acción tutorial, y cómo utilizar las diferentes estrategias metodológicas y técnicas didácticas que consigan motivarlos, aprendidas durante los cursos teóricos.

Y como en todo proceso de aprendizaje, llega el momento de la verdad. Los trabajos realizados hasta ahora, durante las prácticas, deberán confluir el diseño de una pequeña propuesta didáctica que los y las estudiantes tendrán la oportunidad de desarrollar en una clase. Durante estos días, y contando con la supervisión de su profesorado tutor, serán por fin profesores o profesoras en un aula y podrán poner en práctica lo aprendido.

La experiencia concluye con la evaluación del alumnado y la autoevalaución del trabajo realizado, importante para aprender a mejorar de manera reflexiva y continuada.

Cómo citar esta entrada:

Estrada Parra, A, F. (2018,diciembre 22). El estudiante y las prácticas externas. Centros educativos ubicados en zonas desfavorecidas de grandes ciudades. Prácticum y Prácticas Profesionales.[Blog]. Recuperado de: https://gidpip.hypotheses.org/2547

Radio-Canal UNED. Innovación docente y prácticas profesionales

En la UNED llevamos más de una década apostando por la innovación educativa. Se inició el recorrido con las Redes de Investigación en Innovación Docente, y se continúo con los Grupos de Innovación Docente (GID). En la actualidad, los GID han permitido visibilizar más las actividades de innovación que realizamos los docentes, así como ajustar y perfilar nuestras líneas de investigación docente, provocando la especialización en nuestro campo educativo y aportando calidad en el quehacer cotidiano.

El GID Prácticas Profesionales ha supuesto un empuje importante para el Prácticum en la UNED. Es el único que investiga y aporta en temática de investigación e innovación docente, en este momento. La colaboración de los agentes que intervienen en el diseño, desarrollo y evaluación de esta materia curricular supone un ejemplo de trabajo en equipo para la UNED. Además, se ha convertido en un espacio de construcción de conocimiento que impulsa la creación de productos necesarios para su mantenimiento y evolución: eventos de reflexión y aprendizaje, materiales didácticos( programas de radio, videoclases, herramientas de observación y evaluación de estrategias de aprendizaje, protocolos de actuación en las fases de prácticas, etc.), contacto con otros colegas interesados en esta temática, …

En este programa de radio, Innovación y Prácticas Profesionales, se ofrece una mirada fresca, abierta e inclusiva sobre los dos temas. Las cuestiones que se plantean han facilitado su realización. Esperamos que parezca interesante!

El encanto de la asignatura Prácticas Externas en el Grado de Psicología de la UNED

Paz Yllera. Profesora Tutora de Prácticas Profesionales en el Grado de Psicología. Centro Asociado de la UNED en Islas Baleares

Tutorizar esta asignatura es, desde mi punto de vista, una de esas tareas en las que la cantidad de horas que exige su adecuada implementación queda ampliamente recompensada con la energía que se desprende del entusiasmo de los alumnos tutorizados. Al contrario de lo que sucede en las asignaturas teóricas, donde el número de los alumnos que asisten a la clase presencial suele ser menor, y a veces con escasas ganas de participar por inseguridad, timidez o cansancio, a las tutorías de las Prácticas Externas, el primer mes acuden prácticamente todos los estudiantes matriculados, con esa ansiedad alegre del que ha alcanzado una meta para la que ha estado trabajando tanto tiempo. Poder ser partícipe y guía de estas personas en este proceso tan importante e ilusionante hacia lo que será su futura vida profesional, es una labor docente muy grata y enriquecedora, tanto a nivel laboral como personal.

Pero esta asignatura aún tiene más encantos que ofrecer, y es que permite hacer uso de nuestra creatividad para llevar a cabo distintas actividades el resto de los meses que abarcan el curso escolar, a la vez que seguimos guiándoles en la elaboración de todos los documentos que han de ir presentando a lo largo del año: Plan de Prácticas, Memoria de Prácticas, Seminarios… Y son, a menudo, estas otras actividades las que más nos ayudan a que nuestros estudiantes sigan conectados a las tutorías semanales de manera presencial o en directo desde sus hogares, a pesar de haber comenzado ya su periodo efectivo de Prácticas.

En el Centro Asociado de Islas Baleares realizamos una actividad con los estudiantes que les exige poco tiempo de preparación y, a cambio, resulta muy enriquecedora para todos ellos, de hecho, el curso pasado recibió bastantes elogios por su parte. Se trata de preparar, a medida que cada uno va terminando sus horas de prácticas, una pequeña exposición para sus compañeros que verse sobre lo que ha sido su labor en el Centro en el que han hecho su Prácticum, sobre el tipo de usuarios con los que han trabajado, las técnicas que han utilizado o visto utilizar, los principales aprendizajes que han adquirido… y tras su exposición se abre el turno de preguntas por parte de sus compañeros e incluso de debate entre ellos. Aprecian y valoran mucho toda la información que les llega de primera mano de los diferentes lugares donde en un futuro próximo podrían estar desarrollando su actividad laboral, y les ayuda a ir eligiendo hacia qué campos van a querer orientarse. Los estudiantes que nunca pueden acompañarnos, ni presencialmente ni en directo, por motivos laborales o porque viven en otra isla, también participan enviando su exposición en un audio que luego se emite en la tutoría. Los compañeros dejan grabadas sus preguntas o comentarios, que luego, en diferido este estudiante podrá escuchar y si lo desea, enviar otro audio de respuesta. De esta manera conseguimos estar casi todos en continuo contacto mientras intercambiamos experiencias.

Otra actividad que aprecian mucho los alumnos es la de dedicar alguna tutoría a resolver todas sus dudas sobre el PIR y el Máster de Psicólogo General Sanitario, sobre la bolsa de interinos de la Consejería de Educación y las posibilidades que tienen en el ámbito de la enseñanza, en definitiva, cualquier orientación laboral y profesional que podamos ofrecerles.

Y, por último, señalar otra de las grandes alegrías que nos puede reportar esta asignatura, en mayor medida a los estudiantes, pero también a los docentes, y es la posibilidad real de que algún alumno, tras realizar su Prácticum en un Centro, y debido a su excelente desempeñado, sea contratado tras obtener su titulación. Concretamente aquí, el curso pasado, sucedió con dos estudiantes. Estos casos, unidos al hecho de que habitualmente nos felicitan por el perfil del alumno UNED: responsable, organizado y trabajador, hacen que tutorizar la asignatura de Prácticas Externas sea un orgullo y una grata tarea, a pesar de que la cantidad de tiempo invertida en ella triplique, en nuestro caso, a la de una asignatura teórica.

Cómo citar esta entrada:

Yllera, P. (2018, noviembre, 3). El encanto de la asignatura Prácticas Externas en el Grado de Psicología de la UNED. Prácticum y Prácticas Profesionales.[Blog]. Recuperado de: https://gidpip.hypotheses.org/1581

La visión de un profesor tutor de la UNED sobre la asignatura Prácticas Externas en el Grado de Psicología.

Andrés García Gutiérrez. Profesor Tutor de Prácticas Externas en el Grado de Psicología. Centro Asociado de la UNED en Lanzarote.

La asignatura de Prácticas externas, en mi caso, como profesor tutor en el Grado de Psicología, se configura como una materia eminentemente profesional, siendo en muchos casos el primer contacto del alumnado con la realidad de la profesión. En este sentido, hay varias facetas que se ven implicadas y que se diferencian claramente de cualquier otra asignatura.

En primer lugar, desde la función docente, lo que implica en cuanto a coordinación con centros externos, reuniones, contactos con tutores y presentación del alumnado en el centro colaborador, es algo totalmente vivencial, de modo que la exigencia y propia exposición como profesional de la psicología va más allá del aula, especialmente en ciudades pequeñas, donde la mayor parte de los profesionales del mismo ámbito se acaban conociendo, así que es frecuente que tras unos pocos años te identifiquen ya como el profesor tutor de prácticas de ese sitio. Así, la exigencia a nivel profesional es diferente y más compleja que la acción tutorial en asignaturas meramente académicas, implicando también aspectos personales con compañeros/as de profesión.

En segundo lugar, para el/la estudiante supone un reto en el que debe afrontar el día a día con otros profesionales, tanto de la psicología como de otras profesiones implicadas en cada centro de trabajo, así como con el colectivo de personas que son atendidas en dicho centro. Una labor inicial con el alumnado es romper algunos estereotipos y posibles prejuicios, como el hecho de encontrarme estudiantes con reticencias a trabajar con la tercera edad o con discapacidades psíquicas, por ejemplo. Y en todos los casos en que la persona ha vencido esos, llamemos, miedos iniciales, la recompensa que obtiene es mayor de lo esperado; desde de mi experiencia he podido comprobar cómo un/a estudiante con resistencias a realizar sus prácticas con alguno de los colectivos citados, cuando no ha tenido otra alternativa si quería de verdad hacer las práctica presenciales, a medida que avanza en sus prácticas va descubriendo muchas cosas que enriquecen su visión al respecto, no siendo raro que tras terminar el periodo de prácticas aspire a seguir apoyando desde el voluntariado y/o a plantearse incluso su futuro laboral atendiendo a esas personas (la hipótesis del contacto para vencer prejuicios se confirma).

En tercer lugar, otro “descubrimiento” por parte del estudiante, es que una cosa es su creencia sobre lo que hace un profesional de la psicología y otra es la realidad. Existe la idea errónea inicial referida al trabajo clínico, por ejemplo, en el ámbito de la intervención social, de que lo que hace el psicólogo es intervención terapéutica, por lo que hay que recalcar que una parte es evidentemente la terapia, pero que hay otras muchas facetas implicadas, como la elaboración de informes, la coordinación en equipos multidisciplinares, contacto con recursos externos, tareas administrativas y burocráticas, muchas reuniones, etc. Pasar de la visión ingenua inicial a lo que en verdad se hace, aporta al alumnado una visión de la profesión muy necesaria para afrontar con éxito futuras oportunidades laborales. Es cierto que algunas personas caen en un cierto desencanto al descubrirlo y trabajos que percibían como atrayentes desde su orientación clínica, luego perciben como no tanto, al descubrir que la carga laboral va mucho más allá del concepto de sesión terapeuta-paciente. También es cierto que, tras comprender que esto es así en casi cualquier área de la profesión, suelen llegar a una comprensión más ajustada y realista al respecto.

Otro aspecto que aporta esta asignatura es el relacionado con la presentación de documentos como el plan de prácticas, los ejercicios de los seminarios y especialmente la memoria final, cuyo contenido y finalidad es diferente al académico. El alumnado va pasando por un proceso guiado en el que gana soltura en la elaboración de documentos profesionales, afianzando el modo de redactar más sólido, pues ya no se trata de responder sobre lo que ha estudiado, sino sobre lo que ha vivido; por eso, una de las correcciones habituales es eliminar el uso del pronombre “yo” al redactar, ya que intuitivamente parece más adecuado al narrar la experiencia propia, pero deja de ser pertinente cuando la narración se hace desde un punto de vista profesional, como puede ser en la emisión de un informe técnico a otra instancia. En mi práctica es uno de los aspectos que, siendo aparentemente simple, observo que genera más disonancia inicial en el alumnado, hasta que logra posicionarse, no ya como alumno, sino como profesional que comunica algo. Este tipo de ejercicio es prácticamente la primera vez que lo hacen, de modo que tras el “error inicial”, percibir cómo van consiguiendo expresarse de manera más técnica, y saber que ese logro lo mantendrán en su futuro, es una de las alegrías que aporta esta materia.

En definitiva, con las prácticas se logra pasar del rol de estudiante al rol como profesional, de modo que esa experiencia les proporciona un sentido de las cosas a la hora de abordar un trabajo en la profesión que han elegido y francamente, no puedo dejar de pensar con sana envidia: “qué suerte tienen, ojalá hubiese tenido esa oportunidad en mi época de estudiante”

Cómo citar esta entrada:

García Gutiérrez, A. (2018,octubre,24). La visión de un profesor tutor de la UNED sobre la asignatura Prácticas Externas en el Grado de Psicología. Prácticum y Prácticas profesionales[Blog]. Recuperado de https://gidpip.hypotheses.org/1413